EN CINCO AÑOS CARRETERA PANAMERICANA ESTARÁ OPERATIVA COMO AUTOPISTA DE TUMBES A TACNA

Redacción 07 de noviembre del 2018 - 4:01 PM

Director ejecutivo de Provías Nacional del ministerio de Transportes y Comunicaciones, Carlos Lozada, destacó también que la concreción del corredor vial  Huánuco – La Unión – Huallanca, con la división Antamina y Empalme (Tingo Chico) – Nueva Flores – Llata – Antamina, constituirá en una de las mejores alternativas a la carretera central, al contribuir a su descongestionamiento.

RCR, 7 de noviembre 2018 .-  El principal eje vial del país, la carretera Panamericana, estará operativa a nivel de autopista, de Tumbes a Tacna, dentro de unos cinco años, aproximadamente, cuando se concluyan las obras de ampliación, con lo que fortalecerá al máximo el comercio y el desarrollo nacional, anunció el director ejecutivo de Provías Nacional del ministerio de Transportes y Comunicaciones, Carlos Lozada.

“El principal corredor vial del país y el eje estructural de todos ellos, es la (carretera) Panamericana, tanto la Norte como la Sur. Y cuando se hizo el modelo de transporte, se determinó que la Panamericana tiene que ser a doble calzada; es decir, a nivel de autopista. Y en eso estamos. Justamente, estamos construyendo la autopista en toda la Panamericana, del Norte y del Sur, que estará concluyendo en cinco años, aproximadamente”, subrayó.

El funcionario explicó que su portafolio realizó, en el 2015, un Plan Maestro de infraestructura por el cual se priorizó 57 cadenas logísticas, con un corredor vial asociado para cada una de éstas. Detalló incluso que 22 de estos citados corredores han sido mapeados por el sector Transportes como por los que discurren todo el movimiento de mercancías del país, estimado en más de cien millones de toneladas.

“Luego tenemos otros dos ejes (viales) longitudinales (fundamentales), como son el Eje Longitudinal de la Sierra y el Eje Longitudinal de la Selva. (Estos) son los tres grandes ejes que han sido priorizados, y por donde se mueven las mercancías”, apuntó.

A continuación, especificó que la columna vertebral vial del país se complementa con los veinte corredores transversales restantes. “Los más importantes son el IIRSA Norte, que nace en Paita y termina en el puerto de Yurimaguas, con salida hacia Loreto. Luego tenemos la carretera central, que es un corredor transversal. Y el tercer corredor, que es la Interocéanica Sur”, detalló.

En diálogo con Red de Comunicación Regional (RCR), Lozada destacó también que la concreción del corredor vial  Huánuco – La Unión – Huallanca, con la división Antamina y Empalme (Tingo Chico) – Nueva Flores – Llata – Antamina, se constituirá en una de las mejores alternativas a la carretera central, al contribuir a su descongestionamiento.

“Obviamente, la carretera central está congestionada, con un problema por resolver. Por eso es que el corredor Huánuco – La Unión – Huallanca también es un corredor alterno a la carretera central. Toda la producción de Ucayali que proviene de Pucallpa ya no tendría que salir, a través de La Oroya, por la carretera central, sino que saldría por Huánuco hasta Conococha; y saldría por Pativilca, en la Panamericana, para llegar hasta El Callao”, apuntó.

En ese contexto, indicó que son tres los corredores viales alternos a la carretera central: Lima -Canta; Huaura – Sayán – Churín – Oyón – Ambo; y el corredor Ucayali – Huánuco – Conococha-  Pativilca – Callao.

Lozada destacó igualmente que el corredor vial  Huánuco – La Unión – Huallanca, con la división Antamina y Empalme (Tingo Chico) – Nueva Flores – Llata – Antamina, es importante para la región Huánuco, “sobre todo porque vincula varias regiones y que ha sido priorizado por el sector, al constituirse en un eje de desarrollo económico y productivo para la zona”.

Escuchar Entrevista