ALERTA URGENTE: ES IMPERATIVO COMBATIR INVASIÓN EXTRANJERA NARCOTERRORISTA EN FRONTERA PERÚ – COLOMBIA

Redacción 10 de mayo del 2018 - 4:08 PM

José Luis Gil, ex integrante del GEIN, y analista en seguridad e inteligencia estratégica. 

RCR, 10 de mayo 2018.- La infiltración en la zona del río Putumayo, provincia peruana, de los autodenominados grupos “disidentes de las FARC” colombianos, quienes mantienen principios e ideología subversiva a través del llamado “Frente Oliver Sinisterra”, es una afrenta a toda la ciudadanía y representa un gravísimo peligro para la seguridad nacional y la estabilidad en la zona de frontera, sostuvo José Luis Gil, ex integrante del GEIN, y analista en seguridad e inteligencia estratégica.

Desde los estudios de Red de Comunicación Regional (RCR) el experto señaló que la alianza de estos grupos con el tráfico de drogas, los convierte en aún más peligrosos pues es muy probable que pretendan extender su red de narcotráfico en las zonas agrestes de la selva peruana, donde hay escasa presencia del estado y casi nulas fuerzas de seguridad.

En torno a los ataques realizados por este Frente contra a objetivos en Ecuador, – tres periodistas asesinados, y dos empresarios secuestrados -, así como las amenazas emitidas contra el alcalde y las autoridades peruanas de la provincia Putumayo, dijo que obedecen a una estrategia de las FARC para evitar que estos países se unan con Colombia en su lucha por acabar con el terrorismo.

INTERNADOS

Gil calificó como muy grave e inaceptable para el país, que grupos terroristas foráneos hagan llamados a jóvenes peruanos, en propio territorio nacional, para que se integren a su movimiento subversivo y adopten su ideología de violencia y maldad.

“En el segundo párrafo del panfleto distribuido en Putumayo se puede leer: “El Frente Oliver Sinisterra […] a los jóvenes del internado hacemos un llamado para unirse a nuestras filas, donde nosotros tenemos nuestros propios principios y nuestros ideales…”. No se puede permitir que grupos extranjeros operen con impunidad en el Perú”, exclamó airado.

Panfleto distribuido por disidente de las FARC en Putumayo, región Loreto.

Explicó que por “internado”, son conocidos los únicos dos colegios que funcionan en la zona, donde grupos de alumnos, que proceden de los distintos caseríos y comunidades nativas, se alojan por temporadas para estudiar. Ellos llegan en botes a las escuelas, luego de surcar el río por horas o días dependiendo de la distancia, y pernoctan allí durante su estancia de estudio.

El analista opinó que el otro aspecto gravísimo de la incursión de las FARC en el Perú, es el estrecho vínculo que tienen con el narcotráfico.

“El terrorismo, como ha quedado demostrado en el VRAEM usa al narcotráfico para alcanzar sus fines. Las FARC controlan al narcotráfico porque manejan todo el proceso, esto es, controlan al campesino, los cultivos de coca, la producción y el traslado, destinando gran parte de las ganancias   a los agricultores porque en su mayoría, desprecian la droga. El número de personas adictas a las drogas en la selva de Colombia es ínfima, de lo que se trata, según su ideología, es dañar con la droga la sociedad de otros países”, aseveró.

José Luis Gil en dialogo con José Hernández, en los estudios de RCR.

GRAVÍSIMO PELIGRO

El especialista en inteligencia estratégica hizo un llamado urgente a las autoridades políticas y militares peruanos, para que tomen conciencia acerca del grave peligro que representa para el país, y en especial para las poblaciones de frontera, la presencia de fuerzas extranjeras terroristas, con entrenamiento y experiencia en combate, las cuales también llegan podridas e infectadas con el mortal cáncer del narcotráfico para esparcir su veneno hacia nuestra juventud.

Ver entrevista…